Un ‘profe’ olímpico en Castellar

0
458

Juan Manuel Muñoz Díaz (Écija, 1969) es uno de los privilegiados deportistas que han participado en Juegos Olímpicos, en su caso en dos, Beijing 2008 y Londres 2012. Un jinete olímpico que desde hace tres años es entrenador de doma clásica en Castellar de la Frontera, en la Finca San Rafael, donde realiza cursos, clinic y torneos.

Con cinco años ya se montó a un caballo de la mano de su padre, buen aficionado, y a los 18 enfocó su carrera a hacerse profesional de la doma. Durante 15 años trabajó en la Yeguada Cárdenas de Sevilla, una de las más importantes de pura raza. Allí comenzó su relación especial con el caballo ‘Fuego’, un pura raza con el que compitió en campeonatos de Europa, con el que fue cuarto en el Mundial de doma de Kentuchy (EEUU), dos olimpiadas y obtuvo muchos títulos a nivel nacional.

“Es una relación especial la del caballo y el jinete. Hay que tener en cuenta que a esos niveles es muy difícil tener caballos, necesita un entrenamiento diario de entre cinco y siete años; olímpicos puede haber unos 60”, explica Juan Manuel Muñoz, que asegura también que “unos Juegos Olímpicos es lo máximo a lo que aspira un jinete”. “Además, eso te abre muchas puertas”, añade. Una de esas puertas es la blanca que da acceso a la Finca San Rafael, en Castellar.

En ese espacio integrado en el Parque Natural de Los Alcornocales enseña su experiencia y conocimientos de doma clásica. “Manolo Cárdenas, alumno y amigo, me dijo que se abría un centro de alto rendimiento y me pareció un proyecto importante en una finca que tiene todas las condiciones para el deporte de caballo, tanto de clima como de pistas. Estamos muy bien situados en Andalucía y tenemos clientes de diferentes países”, comenta cómo fue su desembarco en tierras chisparreras.

Por la finca pasa desde gente que quiere subirse por primera vez a un caballo hasta alumnos que ya compiten. Juan Manuel Muñoz considera que Castellar y sus alrededores es una zona “con mucho movimiento de caballo, con el polo de Sotogrande, Montenmedio de Jerez cerca, Sotogrande, Santa María, Dos Lunas, San Rafael… Estamos una situación perfecta para este deporte”.

Después de años de competición al más alto nivel, Muñoz se siente cómodo en la enseñanza. “Me gusta y se me da bien transmitir los conocimientos; llevo toda la vida haciéndolo”. Considera que el entrenamiento para doma clásica es “lenta y se basa en tener el control del caballo”; por ello se entrena a diario y de conjunta animal-jinete, mientras que el hombre debe tener un deporte alternativo como natación o atletismo porque se necesita un físico que ayude a mantener el equilibrio. “Un caballo no es una moto o una bici, es un animal vivo, que siente”, declara Muñoz, que sin embargo dice que a veces es más difícil enseñar a los jinetes.

El jinete olímpico afincado ahora en Pueblo Nuevo de Guadiaro y que trabaja en Castellar asegura que los deportes del caballo, y en particular la doma clásica, está en auge en España. “En España hay mucha tradición de caballo pero más en fiestas que en deporte, pero cada día hay más competiciones y nos podemos encontrar 2.000 o 3.000 caballos compitiendo cada mes y se está mejorando mucho la raza enfocada al deporte”, expone Muñoz, que añade que “es uno de los países que más ha evolucionado en los últimos años”.

Esa tradición está haciendo que muchas amazonas y jinetes jóvenes opten por la disciplina de doma o de salto. Ayudar a esa savia nueva de la doma española, andaluza y de la comarca es uno de los objetivos de Juan Manuel Muñoz, un ‘profe’ olímpico que imparte clases en el término municipal de Castellar de laFrontera.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here