Sánchez pide limitar las reuniones para evitar un nuevo confinamiento

90
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

“Cada vez que evitamos un encuentro estamos poniendo una piedra en el muro para detener al virus. Limitemos las reuniones y esperemos que vengan tiempo mejores. Compensemos ese riesgo con una actitud responsable. Detengamos el virus sin detener la vida”. Así se ha pronunciado hoy el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, quien ha anunciado que los próximos meses serán muy duros y que la situación es muy grave.

“Queremos evitar un confinamiento domiciliario y para ello debemos de ser disciplinados, concienciarnos al máximo. Tenemos un reto colectivo. España tiene 348 casos por cada 100.000 habitantes, y nuestro reto es estar por debajo de los 25 casos. Tenemos mucho camino que recorrer. Estoy convencido de que lo vamos a poder lograr de nuevo con el espíritu de equipo y con moral de victoria”, ha añadido.

Sánchez ha señalado que la única manera de frenar los contagios es reduciendo los contactos y la movilidad entre personas. “Para frenar los contagios hay que limitar al máximo esas situaciones y las medidas que deben tomarse afectan a la movilidad de las personas, al número de las personas que se reúnen y los horarios. Se trata de salvar vidas, salvar empleos y empresas”, ha dicho.

El socialista ha declarado que hay que ser fiel a la realidad y exponerla sin adornos. “La situación es grave y entre todos debemos actuar con determinación, protegiendo la salud de todos, unidos. El objetivo es el mismo, contener y doblegar la pandemia, al igual que se hizo en primavera”, ha declarado.

Sánchez ha aprovechado su declaración institucional para hacer un repaso por las medidas que ya han llevado a cabo las Comunidades Autónomas, con restricciones la movilidad o reducción de horarios en la hostelería; de los nuevos niveles de alerta establecidos ayer por el Gobierno y los gobiernos autonómicos; y también ha hablado de la “preocupación compartida” con la que Europa vive el aumento de los contagios, haciéndose necesaria la aplicación y endurecimiento de medidas que pongan freno a los contagios.